Buscar en el sitio









Catamarca período 1810-2010

PDF Imprimir E-mail

GOBIERNOS CIVILES Y MILITARES 1955-1976

Alternancia entre gobiernos civiles y militares

El periodo de referencia se inicia con el Golpe de Estado encabezado por el Gral. Aramburu  que puso fin a la primera experiencia peronista en el poder. La Revolución Libertadora originó un clima de inestabilidad económica, política y social. La proscripción del peronismo, significó la exclusión de la vida política de un amplio sector de la sociedad que, a partir de entonces buscó, nuevos canales de expresión y de participación.

A nivel nacional, distintos sectores juveniles encabezaron la resistencia a los diferentes gobiernos militares dando forma a un enfrentamiento social que se prolongó en el tiempo, junto a la alternancia de breves gobiernos civiles y militares.

Catamarca también sufrió los vaivenes de la política nacional, aún cuando se materializaron distintas intervenciones federales. A partir de 1966 hasta 1971 gobierna en Catamarca el Gral. Guillermo Brizuela quién fuera puesto en función por el  Gral. Juan Carlos Onganía; etapa caracterizada por un intento de desarrollo agrícola del valle central que se iniciara auspiciosamente, decayendo luego en su ritmo de ejecución.

Las restricciones a las actividades políticas y gremiales también se concretaron en Catamarca, surgiendo a fines de 1968 agrupamientos sociales que manifestaron una abierta oposición al gobierno militar de Brizuela. En 1970, una rebelión civil conocida como el Catamarcazo puso fin a este proceso con un final trágico, después de una movilización hacia la casa de gobierno.

El retorno del Gral. Juan Domingo Perón al país coincidió con la corta restauración democrática (1973-1976). El Frente Justicialista de Liberación se impuso en todo el territorio nacional. En Catamarca gobernó el Dr. Hugo Alberto Mott, período de gobierno atravesado por los conflictos sociales producto del enfrentamiento entre grupos guerrilleros contra las fuerzas armadas. En el año 1975 se produjo el intento de copamiento al regimiento de Infantería 17, conocido como “Masacre de Capilla del Rosario” constituyó un caso paradigmático en la provincia, de la represión hacia las organizaciones guerrilleras. El 24 de marzo de 1976, al igual que en el resto del país, las autoridades legítimamente elegidas por el pueblo fueron destituidas.


Contexto nacional

Contexto provincial

-1952/1955

2º Presidencia de Juan D. Perón. Muere Eva Perón.


Dr. Armando A. Casas Nóblega, 4 de junio de 1952 - 21 de septiembre 1955.

-1953

2º Plan Quinquenal Con este plan se intentó solucionar las dificultades económicas del momento, buscando limitar las demandas salariales, controlar el consumo, apoyar la producción agropecuaria  y estimular el ingreso de capitales extranjeros.

 

-1955

La “Revolución Libertadora”. E. Lonardi asume la presidencia. Pedro E. Aramburu hace un nuevo golpe y asume el gobierno.

La crisis continuaba achicando el “bolsillo” de los trabajadores, a su vez el gobierno se pone más duro y autoritario. La iglesia critica esta postura y toma distancia, apoyando al Partido Demócrata Cristiano.

Perón legaliza el divorcio, legaliza la prostitución y suprime la obligatoriedad de la religión en los colegios. El 16 de junio se produce uno de los hechos más violentos sufridos en el centro de la capital federal. La Plaza de Mayo es bombardeada por aviones de las FF.AA. Perón se exilia.


El Gobernador Casas Nóblega  fue depuesto el 21 de septiembre del ‘55 y en su lugar asumieron los generales Julio A Ladvocat y Raúl Ruiz Díaz, ambos de corta duración.

-1957

Asamblea Constituyente, que anula  la Constitución de 1949.

 

-1958

“La experiencia Desarrollista”

-Gobierno de Arturo Frondizi (1958-1962). Argentina en el contexto de la bipolaridad. Se intenta implementar un modelo económico basado en el desarrollo de la industria pesada (siderurgia, petroquímica y metalurgia) cuya elaboración estuvo a cargo de Rogelio Frigerio y un equipo de técnicos y empresarios.


Gobierno  Constitucional de Juan Manuel Salas (1º de mayo de 1958-24 de marzo de 1962).

Ley Nº 14.771, creación de la empresa del Estado, Yacimientos Mineros de Agua de Dionisio (YMAD).

-1959

Implementación del “Plan CONINTES” (CONmoción INTerna del EStado), mediante el cuál se podía declarar zonas militarizadas  a los principales distritos industriales, como por ejemplo, La Plata.

 

-1962

Presidencia de José María Guido, Gobernante sin perfil propio puesto por los militares.


Interventor Interino, Benjamín Chavanne, Jefe del Regimiento 17 de Infantería.

-1963

“Breve interregno radical”

Presidencia de Arturo Illía. Gobernó bajo la tutela de los militares, la oposición activa del peronismo y la polarización de todas las fuerzas políticas. En junio de  1966 fue desplazado por un Golpe de Estado.


Intervención Federal de Luis Alberto Ahumada (18 de junio de 1963-12 de octubre de 1963) Gobierno Constitucional de Armando Luis Navarro (12 de octubre de 1963-28 de junio de 1966), destituido por el golpe de estado que derrocó al presidente Arturo Illía.

-1966

“La Revolución Argentina”

Dictadura de Juan Carlos Onganía. Planteó, para su proyecto de gobierno, Un “Tiempo Económico”, luego un “Tiempo Social” y finalmente, “Un Tiempo Político”. Se caracterizó por la implementación de políticas de represión sobre distintos sectores de la sociedad.


Gobierno  militar del Gral. Guillermo Brizuela (5 de agosto de 1966-23 de junio de 1971). Durante su gestión se organizó la 1ra. Edición de la Fiesta Nacional del Poncho, se creó la Corporación del Valle Central, y se produjo el conflicto social conocido como Catamarcazo.

-1968

Creación de la C.G.T. de los Argentinos encabezada por el dirigente gráfico Raimundo Ongaro.


Creación de la Corporación del Valle Central. Organismo tripartito estatal integrado por el Estado provincial, el I.N.T.A  y  la empresa Agua y Energía de la Nación. Tenía como objetivo desarrollar un plan de colonización en el valle central de Catamarca, aprovechando el agua de riego proveniente del Dique de las Pirquitas.

-1969

El Cordobazo. Movimiento social, fruto de una alianza entre trabajadores, estudiantes y la sociedad civil. En mayo de 1969, en protesta a la represión  y al cierre de los canales de participación, implementada por Onganía, obreros y estudiantes se enfrentaron con la policía. Hubo numerosos  heridos, detenidos  y 16 muertos. Este conflicto social constituyó el comienzo del fin de la dictadura de Onganía.

 

 

-1970

Gobierno del Gral. Roberto Marcelo Livingston. Durante su corto mandato se organizó “La Hora del Pueblo” integrada por diferentes partidos políticos que solicitaron el fin de la dictadura militar.

 


El Catamarcazo. Conflicto social protagonizado por diferentes actores de la sociedad catamarqueña entre lo que se destacan, el movimiento obrero, (C.G.T.), la prensa escrita (diario La Unión), e instituciones de la sociedad civil, quienes conforman una fuerza social antagónica al gobierno del Gral. Brizuela.

El 17 de noviembre de 1970, una huelga de la policía caldeó aún más los ánimos. Por la noche se realizó una marcha desde la cárcel local, donde estaban acuartelados los efectivos policiales, hacia la casa de gobierno. En la oportunidad, efectivos de la policía federal que custodiaban la sede gubernamental realizaron ráfagas de ametralladoras como producto de las cuáles falleció la joven estudiante María Dolores Pacheco, resultando heridas de gravedad varias personas.

-1971

Presidencia de Alejandro Agustín Lanusse.

Período de graves enfrentamientos entre las organizaciones guerrilleras y las fuerzas armadas. Lanusse se ve obligado a convocar a elecciones.


Intervención federal de Horacio Pernasetti (23 de junio de 1971-25 de mayo de 1973).

Dirigente político de filiación radical. Durante su gestión fue creada la Caja Social de la Provincia. Se sancionó la Ley 2550 de Autarquía del Instituto Provincial de la Vivienda, y la Ley 3501 referida a la Ley Orgánica de los Partidos Políticos y de Agrupaciones Municipales.

-1972

Retorno de Perón a la Argentina.

Arriba al aeropuerto de Ezeiza el 17 de noviembre, siendo recibido por una gran multitud. Se producen serios incidentes entre grupos internos del peronismo.


Creación de la Universidad Nacional de Catamarca, el 12 de septiembre de 1972, durante la gestión de Alejandro Agustín Lanusse (Presidente) y de Horacio Pernasetti (Gobernador).

-1973

“El peronismo al poder”.

Presidencia Constitucional de Héctor J. Cámpora.

Tercera Presidencia de Juan Domingo Perón, luego de la autorización de los militares para participar en actividades políticas, Perón reafirmó el Fre.Ju.Li. para las elecciones de 1973, donde resultó elegido presidente. Su tercer gobierno estuvo caracterizado por dificultades económicas y un clima de violencia política que dividió a la sociedad argentina.


Gobierno constitucional de Hugo Alberto Mott (Frente Justicialista de Liberación) (25 de mayo de 1973-24 de marzo de 1976).

Gobernador de filiación peronista, desarrolló un plan de salud que comprendía toda la provincia. Ordenó la construcción del Monumento en homenaje al caudillo catamarqueño Felipe Varela. Además durante su gestión se firmaron convenios con el gobierno nacional para coordinar acciones contra la subversión. La firma del Acta de Reparación Histórica (1973) entre las  provincias de Catamarca, La Rioja y San Luis, más el intento de copamiento del regimiento 17 de infantería Aerotransportado (1974) fueron dos hechos destacados ocurridos durante su mandato.

Firma del Acta de Reparación Histórica.

-1974

1º de Julio: Fallecimiento de Juán D. Perón.

La vice-presidente, María Estela Martínez de Perón, asume el cargo de presidente de la nación. Durante su mandato se profundiza la crisis social, política y económica.



Masacre de Capilla del Rosario .

-1976

“Proceso de Reorganización Nacional”. Período que comprende los años 1976-1983 durante el cuál, las Fuerzas Armadas argentinas implementaron un plan sistemático de desaparición de personas, persecución ideológica, y secuestros, (se calculan en 30.000 las personas desaparecidas) basadose en la Doctrina de Seguridad Nacional. También se implementó un plan económico que perjudicó a la industria nacional y favoreció a los sectores vinculados a la especulación financiera y al mercado externo. En lo cultural se prohibió la edición y actuación de autores y cantantes populares que se oponían al régimen militar.

- Presidencia del Gral. Jorge Rafael Videla.


“La Dictadura Militar en Catamarca”

Intervención Federal Gobierno del Cnel. Alberto Carlos Lucena (24 de marzo de 1976). Estaba a cargo del Regimiento 17 de Infantería Aerotransportado y por ello, asumió como interventor una vez concretado el Golpe.

En los primeros días de gestión se produjo la detención de los funcionarios del gobierno democrático depuesto por el golpe, y otros ciudadanos vinculados a las actividades políticas y gremiales.

Se implementó la Ley 3090, conocida como Ley de Prescindibilidad

- Gobierno de Jorge Carlucci.



Creación de la Universidad Nacional de Catamarca
Autor: Magíster Gustavo S. Álvarez

En la década del 60 situamos el origen del proyecto de creación de la Universidad Nacional de Catamarca. Por ese entonces, un grupo de docentes del Instituto Nacional del Profesorado, liderado por el Prof. Federico País se abocó a la tarea de hacer realidad el sueño de una Universidad interprovincial que se integraría con Institutos o Facultades de las provincias de Catamarca, Santiago del Estero y La Rioja.

Este proyecto que iba a materializarse con la denominación de “Universidad del Centro” no prosperó por cuestiones políticas, ya que el Golpe de Estado que destituyó al gobierno democrático de Arturo Frondizi postergó las aspiraciones de los docentes catamarqueños.

En la década del 70, el proyecto de creación de la Universidad se reflotó nuevamente de la mano del Prof. Federico País, acompañado de otros docentes del Instituto Nacional del Profesorado. Surgieron en esta nueva oportunidad diferentes propuestas, entre ellas la de reflotar el proyecto de una Universidad interprovincial, otro de una Universidad Provincial o Privada e incluso la implementación de escuelas universitarias, con carreras tradicionales (Medicina, Abogacía, Arquitectura e Ingeniería) dependientes de otras Universidad cercanas a la provincia de Catamarca.

Ninguno de estas propuestas llegó a buen puerto, ya sea por razones presupuestarias o bien por falta de interés de las otras universidades vecinas. Finalmente se decidió por la opción de crear una Universidad con una estructura basada en Facultades, que en principio serían las de Humanidades, Ciencias Exactas, de Agronomía, de Ingeniería y de Ciencias Económicas.

En mayo de 1971 se presentó el anteproyecto definitivo a las autoridades del Ministerio de Educación de la Nación, conformándose a la vez una comisión promotora integrada por diferentes personalidades del quehacer cultural de la provincia, como así también, importantes instituciones políticas, religiosas, gremiales, comerciales, asociaciones de profesionales y medios de prensa, donde se destacó el diario La Unión.

También los estudiantes tuvieron participación activa en este proceso a través de una comisión estudiantil conformada por los alumnos del Instituto Nacional del Profesorado, quienes tenían la misión de organizar a los estudiantes de las escuelas secundarias de la Capital y del Interior provincial para que se movilizaran en el pedido de creación de una Universidad.

De todos modos el proceso no fue para nada sencillo, a pesar que en la provincia se había generado un clima favorable para impulsar la creación de la Casa de Alta Estudios, y, de un modo u otro, la población manifestaba su beneplácito por la iniciativa.

El principal obstáculo estuvo dado en la reticencia de las autoridades del gobierno nacional para comprender la necesidad de la creación de una Universidad nacional en la provincia. Hubo que realizar ingentes esfuerzos de gestión para lograr la aprobación definitiva del proyecto.

Los objetivos de la creación de la Universidad Nacional de Catamarca:

Según Victoria Medina (2003) dos fueron los objetivos que se plantearon los precursores de la creación de la UNCa.

a) Disminuir el éxodo de catamarqueños hacia otras provincias, en busca de mejores oportunidades laborales y educativas, y la

b) Necesidad de impulsar el desarrollo económico de la provincia

Fase Final del proceso de creación de la Universidad

En febrero de 1972 es aprobado el proyecto de factibilidad, en lo referente a infraestructura física y social de la Universidad, cuya zona de influencia comprendería, además de Catamarca, La Rioja, Santiago del Estero y sur de Tucumán.

Durante la gestión del gobierno nacional del General Alejandro Agustín Lanusse y de Horacio Pernasetti, como gobernador de la provincia, el 12 de septiembre de 1972, se crea la Universidad Nacional de Catamarca.

Masacre de Capilla del Rosario
Autor: Magíster Gustavo S. Alvarez

Durante el gobierno de Hugo Alberto Mott (1973-1976) se produjo este hecho inédito en la historia de Catamarca. En un contexto de violencia política que atravesaba la República Argentina a partir de la década de los 60’, se produjo en Catamarca un intento de copamiento del Regimiento 17 de Infantería Aerotransportado ubicado en la capital de la provincia.

Lo que en un principio aparecía como otra acción de la guerrilla rural con sede en Tucumán, se transformó con posterioridad en un suceso con connotaciones judiciales debido a la denuncia que realizaron organismos de Derechos Humanos sobre la supuesta masacre de los guerrilleros sobrevivientes, luego de haberse rendido.

Organización previa del Copamiento

El copamiento del Regimiento 17 de Infantería Aerotransportado de Catamarca fue planificado por un grupo de guerrilleros pertenecientes a la Compañía de Monte “Ramón Rosa Giménez”, del E.R.P. (Ejército Revolucionario del Pueblo), que operaba en la zona rural del sur tucumano.

Según fuentes atribuidas a la propia organización guerrillera, la acción fue planificada con 3 meses de anterioridad. Además consideraban al copamiento como una actividad medianamente sencilla puesto que contaban con cuatro soldados infiltrados, pertenecientes a la organización.

El ataque al cuartel de Catamarca fue planeado conjuntamente con otro a la Fábrica Militar de Pólvora y Explosivos, en las cercanías de Villa María, provincia de Córdoba.

Ambos copamientos tenían como objetivo central apropiarse de armamento para el equipamiento armado de la organización guerrillera. En el caso especifico de Catamarca, se tenía conocimiento que el día 10 de agosto de 1974, en horas de la noche se iba a realizar una fiesta familiar en las instalaciones de la unidad militar, por lo que consideraron favorable la oportunidad para realizar la operación.

Entre la noche del 10 y la madrugada del 11 de agosto de 1974, se frustró el operativo de copamiento a raíz que el grupo guerrillero fue descubierto en la localidad de Banda de Varela, colindante con el cuartel militar, cuando estaban preparándose para dirigirse al regimiento, siendo observados por dos ciclistas que dieron aviso a la policía.

Al verse descubierto por las fuerzas de seguridad, el grupo de guerrilleros se dispersó en varias direcciones. Algunos fueron detenidos, otros huyeron hacia la provincia de Tucumán y el grupo restante, compuesto por 16 miembros se instalaron en las cercanías de la “Quebrada de los Walther”, a 3 km. de la Iglesia de Capilla del Rosario (Piedra Blanca, dpto. Fray Mamerto Esquiú).

En los días posteriores al intento de copamiento, las fuerzas militares, junto a la apoyatura de la policía provincial realizaron un operativo que culminó con la muerte de los 16 guerrilleros. Según fuentes oficiales, los decesos se produjeron como consecuencia de un enfrentamiento armado. Esta versión fué desmentida por los hechos investigados por la justicia, ante la denuncia de familiares de las víctimas y de organismos de Derechos Humanos, quienes aseveran que los guerrilleros fueron fusilados, luego de haberse rendido a las fuerzas militares.

En la actualidad, se sigue sustanciando un proceso judicial para determinar las responsabilidades que tuvieron los jefes militares, policiales y las autoridades políticas de la provincia en aquellos sucesos, habiéndose imputado ya a algunas personas.

Creación de la Corporación del Valle Central
Autor: Magíster Gustavo Alvarez

La dictadura militar conocida como “Revolución Argentina”, que en el ámbito nacional la ejercía el Gral. Juan Carlos Onganía, tuvo su representación en el gobierno de Catamarca a través del Gral. Guillermo Ramón Brizuela, quién asumió como gobernador de la provincia, en agosto de 1966.

Durante su gestión se elaboró un ambicioso plan de colonización en el valle central. Para ello se creó la Corporación del Valle Central, el 5 de abril de 1968. El organismo estaba integrado por un directorio integrado por representantes de distintos entes oficiales, tal es el caso de Agua y Energía de la Nación (Francisco Dara), I.N.T.A. (Ing. José Abitbol) y Prof. Armando Raúl Bazán, por el Estado Provincial.

El proyecto tuvo un notable desarrollo durante los primeros tiempos de su concreción. Llegaron a asentarse colonos de Catamarca y provenientes desde otras provincias. Se construyó la infraestructura básica en la localidad de Nueva Coneta, Dpto. Capayán, consistente en un campamento de viviendas y parcelas para las familias que se radicaron.

Lamentablemente, en octubre de 1969, el gobierno provincial resolvió intervenir al directorio de la corporación aduciendo irregularidades en la tramitación del contrato con la empresa Nortes Argentina S.A., en el que supuestamente se omitieron cumplir requisitos formales para la validez jurídica y justificación del acto.

De esta manera, con la separación del Prof. Bazán al frente del directorio, quién había desempeñado una importante labor en la concreción del proyecto, la Corporación del Valle Central comenzó a transitar por otros carriles, donde el empuje inicial se detuvo.

El Catamarcazo
Autor: Magíster Gustavo S. Alvarez

La altísima conflictividad social que atravesaba a la sociedad argentina en la décadas del 60' y del 70', manifestada en el enfrentamiento armado entre las organizaciones guerrilleras, E.R.P. y Montoneros, fundamentalmente, provocó que en diversas jurisdicciones provinciales se concretaran movimientos sociales  que tuvieron como características sobresalientes una amplia participación de sectores juveniles, un alto grado de virulencia, que trajo aparejado un clima de violencia política-social, en la cuál, las provincias no fueron ajenas. De este modo se concretaron rebeliones civiles conocidas como El Cordobazo, El Tucumanazo, El Rosariazo, El Mendozazo, y en nuestra provincia, el Catamarcazo.

Génesis del Catamarcazo

El Gral. Guillermo Ramón Brizuela había asumido la gobernación provincial en Agosto de 1966, designado por el Gral. Juán Carlos Onganía. Los primeros años de su gestión se caracterizaron por un clima de tranquilidad y de iniciativas destinadas a dotar a la provincia de un perfil agropecuario con el proyecto impulsado desde la Corporación del Valle Central.

A fines de 1969, este organismo tripartito conformado por el Estado provincial, el I.N.T.A. y Agua y Energía de la Nación fué intervenido poniendo un paréntesis en el desarrollo del proyecto que hasta entonces se estaba viabilizando con cierto éxito.
El conflicto político y judicial que ocasionó la intervención del organismo parece ser el inicio de la conformación de una fuerza social antagónica al gobierno del Gral. Brizuela.

Conformación de una fuerza social antagónica

En el proceso que desencadenó el Catamarcazo participaron diferentes fuerzas sociales que, a medida que se profundizaba el conflicto, se integraron a una fuerza social capaz de deslegitimar el gobierno militar del Gral. Brizuela.

El movimiento obrero catamarqueño, representado orgánicamente en la C.G.T regional Catamarca, se convirtió en el receptor de las demandas de la sociedad.

En la C.G.T. local, los gremios estatales desempeñaron un papel destacado, tal es el caso de A.T.E.P. (Asociación de Trabajadores del Estado Provincial) que agrupaba a los empleados públicos provinciales. El S.O.E.M. (Sindicato de Obrero y Empleados Municipales) también participó activamente en las movilizaciones y paros programados por la Central Obrera.

Dirigentes gremiales como Manuel Isauro Molina, Anibal Díaz Martínez, Raúl Da Prá y Oscar T. Vera, fueron algunos de los que aparecen como líderes en los reclamos de los trabajadores.

El conflicto social se agudizó a partir del mes de Octubre de 1970 cuando la C.G.T. adhirió a una serie de huelgas programadas por la C.G.T. nacional.

Los Planes de Lucha de la C.G.T, Regional Catamarca

Una gran cantidad de gremios estatales y privados adhirieron al paro del 9 de Octubre de 1970. El acatamiento, casi total, a la medida de fuerza fue un llamado de atención para el gobierno provincial y le dió un mayor impulso a los reclamos  que se venían planteando.

El 22 de Octubre se concretó una nueva medida de fuerza, reclamando, fundamentalmente por una recomposición salarial. La fuerza social sumó, en esta oportunidad, nuevos adherentes ya que hasta la propia Cámara de Comercio de Catamarca, determinó el cierre de los comercios para ese día. Además, la C.G.T. recibía la adhesión del Centro de Profesores y de los maestros primarios.

En un acto previo a la medida de fuerza, realizado en la Plaza de la Estación, se congregó una verdadera multitud estimada en 3.000 personas, conformando una verdadera demostración de poder de convocatoria.

Ante la muy buena repercusión que tuvo esta medida de fuerza, se anunció una próxima, para el 12 de noviembre (1970) que iba a tener derivaciones insospechadas para los organizadores.

El Catamarcazo

La medida de fuerza programada para el 12 de noviembre, originalmente,  un día en el ámbito nacional, en nuestra provincia tuvo la particularidad de extenderse a dos días (12 y 13 de noviembre).

El clima social que se percibía en este nuevo paro, nada tenía que ver con el de los anteriores. Se esperaba una paralización total de las actividades como así también un alto nivel de convocatoria a la movilización.

Además, en los días previos se había conformado la Mesa Coordinadora Gremial, que integró a otros sectores gremiales que actuaban por fuera de la estructura de la C.G.T.

El día 12 se inició en forma violenta cuando diversos dirigentes gremiales, entre ellos Aníbal Díaz Martínez y Manuel Isauro Molina, visitaban las reparticiones públicas en procura de lograr la adhesión de los empleados a la protesta.

La acción de los manifestantes concluyó con un enfrentamiento con la policía provincial. El casco céntrico de la ciudad fue escenario de la disputa de la territorialidad social. La policía reprimió arrojando bombas de gas lacrimógeno, deteniendo personas, mientras los manifestantes respondían quemando carteles y bancos de la plaza, arrojando palos y naranjas a las fuerzas policiales.

Los dirigentes gremiales concretaron una asamblea en la plaza principal donde emitieron discursos de oposición al gobierno de Brizuela, con fuerte tono político, pidiendo la restauración de la Democracia.

La Noche Trágica del 17 de noviembre de 1970

Después de los duros enfrentamientos ocurridos durante las huelgas del 12 y 13 de noviembre, una tensa calma se manifestaba en la capital de la provincia, a pesar de ello, nada hacía suponer que se iba a profundizar el conflicto, con las características trágicas que posteriormente se desencadenó.

Uno de los acontecimientos centrales para la concreción de la rebelión civil fue la sublevación y acuartelamiento de la policía de la provincia, al promediar la tarde del día 17. Cerca de 1.000 efectivos policiales de los departamentos Capital, Valle Viejo y Fray Mamerto Esquiú, más 700 efectivos de la policía rural se dirigieron a la cárcel local, ubicada en las avenidas Urquiza y Güemes.

Este hecho también fué importante porque significaba que la provincia se quedaba prácticamente sin seguridad, cuestión que fue aprovechada por los dirigentes gremiales, quienes organizaron una concentración frente a la cárcel y luego se dirigieron hacia la Casa de Gobierno.

A pesar que hubo un intento de negociación entre el gobierno provincial y la fuerza social beligerante, donde participó el Obispo Diocesano de Catamarca, Monseñor Alfonso Torres Farías, la situación social ya había alcanzado un clima de no retorno.

La movilización hacia la Casa de Gobierno fue pacífica en su trayecto desde que salió desde el frente de la cárcel hasta su arribo a la plaza principal.

Cuando la marcha se detuvo frente a las puertas de la Casa de Gobierno, un grupo de manifestantes se dirigió hacia ese lugar con el propósito de golpear la puerta, pero fueron reprimidos con ráfagas de ametralladora disparada por un efectivo de la Policía Federal que se encontraba apostado en el interior de la sede gubernamental.

Los disparos hirieron de muerte a la estudiante María Dolores Pacheco y dejaron heridos a 5 personas, algunas de ellas, de suma gravedad.

La trágica muerte de la adolescente Pacheco, provocó el más encendido repudio de toda la sociedad catamarqueña, que en ocasión de las exequias de la joven estudiante, expresó su congoja y apoyo a la familia.

El gobierno de Brizuela quedó en una situación incómoda, desde el punto de vista de su legitimación política. El gobierno nacional resolvió declarar “Zona de Emergencia” a la ciudad de San Fernando del Valle de Catamarca, designando como responsable de la misma al coronel Oscar Eduardo Díaz.

A pesar de los sucesos ocurridos y de la convulsión social operante en la provincia, Brizuela fue ratificado en su cargo de gobernador por el presidente Roberto Livingston. De todos modos su margen de gestión quedó reducido a la mínima expresión, los grupos opositores de la fuerza social continuaron con sus cuestionamientos, hasta que en el año 1971, Brizuela renunció a su cargo.

Acta de Reparación Histórica
Autor: Magíster Gustavo S. Alvarez

Como un acto de estricta justicia con aquellas provincias que, por diferentes motivos, políticos, geográficos, económicos etc. se encontraban marginadas del circuito productivo de la nación, el gobierno central y las provincias involucradas, impulsaron la firma de un “Acta de Reparación Histórica” para las provincias de Catamarca, La Rioja y San Luís. La misma se firmó el 21 de agosto de 1973, en la  plaza 25 de mayo de Catamarca, frente de la Catedral Basílica “Nuestra Señora del Valle”. Asistieron en la oportunidad, el Presidente de la Nación Raúl Lastiri, y el gobernador de Catamarca, Dr. Hugo Alberto Mott.

Este instrumento legal tenía como objetivo facilitar el desarrollo económico de las tres provincias mencionadas, a partir de un régimen de promoción industrial que facilitara la radicación de diversas empresas que permitiría la apertura de fuentes de trabajo, y con ello, se detendría el éxodo poblacional que históricamente afectó a estas provincias.

En los considerandos expresados en el Acta, destacamos el propósito de la Ley de propender a la expansión y desarrollo de los tres Estados involucrados.

Además contiene el acta el reconocimiento que la nación hace a las provincias de Catamarca, La Rioja y San Luis que antes del nacimiento de la Patria contribuyeron a crear las estructuras materiales y a forjar las voluntades que impulsarían las gestas libertadoras y la organización del país sobre las bases federales que constituyen hoy a su organización política. Señala también que la concentración metropolitana en torno a la Capital Federal, debido al modelo agro exportador implicó una virtual agresión hacia el interior y, en especial, hacia provincias como Catamarca, La Rioja y San Luis, cuya estructura económica preexistente hubiera posibilitado un ritmo sostenido de expansión.

 

 
© 2017 Atlas - Catamarca
Este atlas se encuentra en permanente actualización, cualquier sugerencia contáctenos. Fecha de última modificación 24/03/2014.
De utilizar los contenidos de esta publicación deberá citar la fuente como: "Atlas Catamarca - http://www.atlas.catamarca.gov.ar"